En el 2018, mujeres al poder público, mujeres que sí nos representen.

En algunos sectores políticos cercanos, suele decirse que es muy temprano para hablar de las elecciones de 2018, tengo una teoría frente a eso, los resultados electorales no se dan por magia, se debe trabajar con tiempo, disciplina, evolucionando en nuestro discurso y  las formas de comunicación al mismo ritmo en el que la ciudadanía avanza, cuando nos desconectamos de la sociedad,  se configura uno de los factores trascendentales para que perdamos las elecciones, tanto a cargos de elección popular, como la fallida campaña por el SÍ en el plebiscito.

La derecha, por su parte, ha evolucionado en los últimos años creando hitos de comunicación, haciendo alianzas en el continente,  buscando el resentimiento social, jugando con la tristeza y la incertidumbre con anticipación, podemos decir que el primer acto de la campaña del “NO” se dio el 23 de febrero de 2016, cuando Uribe convoco la marcha NO mas Santos, después de la captura de su hermano, por vínculos con el paramilitarismo, es decir tuvieron 7 meses de campaña mediatizada donde inventaron todas las mentiras que quisieron a las que el “SÍ” solo se respondió en los últimos meses.

Es evidente que en Colombia, son minoría las mujeres que han ganado cargos de elección popular, para las elecciones de 2014 solo el 20% es decir 52 mujeres consiguieron los votos suficientes para el Congreso de la Republica, dentro de ellas se encuentran personajes como Maria Fernanda Cabal, Viviane Morales, Paloma Valencia abanderadas del sectarismo y la discriminación, pero también personas supremamente importantes para la búsqueda de un país democrático en paz, como Ángela María Robledo,

Hoy en total una mujer  por cada cuatro hombres están en el parlamento, mientras en  las elecciones de 2015, solo cinco mujeres obtuvieron credencial de gobernadoras, dentro de ellas la destituida Oneida Pinto adalid de la corrupción en la Guajira, de las 649 mujeres que se inscribieron para alcaldías en 2015 solo fueron electas 133 como alcaldesas  de 1102 municipios que participaron en elección para alcalde(sa).

Se debe decir también que los partidos de la derecha Colombiana apoyan a mujeres que eleven sus banderas, iglesias cristianas entrenan pastoras que se postulen , mientras que en el sector democrático el pulso es cada vez más difícil, múltiples techos de cristal impuestos por quienes lideran los partidos, pero también techos de cemento creados por las mismas mujeres valiosas y con capacidad de lograr votación que no se lanzan, por múltiples factores, entre ellos el miedo de enfrentar los paradigmas de una sociedad que deshumaniza a quien intenta cambiar las tradiciones.

Mi motivo principal para escribir esta columna, más que un muro de lamentos, es el de proponer a todas las organizaciones en el país que hacen trabajo social y político con enfoque de género, que trabajemos unidas, no solo en  la preparación de posibles candidatas, sino en los equipos de campaña con fuerte énfasis comunicacional, diseñadoras, productoras, escritoras, videografías, radialistas  con las que podamos llevar a cabo una estrategia de re-encuadre de los paradigmas en los que se nos encasilla, cuando asumimos posiciones de poder, teniendo en cuenta que son  prácticamente inevitables las elecciones de 2018, donde en todos los sectores democráticos debemos jugar un papel trascendental, mucho más si se alcanza el fin del conflicto armado, no podemos permitirnos un retraso como el ocurrido en las elecciones locales de 2015, como diría en una de sus intervenciones Aida Avella, “es nuestro momento”, debemos lograr que mujeres que si representen los ideales democráticos, de inclusión, honestidad, amor por la gente, lleguen al poder, debemos estar dispuestas a seguir cambiando la historia.

Diana Marcela Otavo @dianamotavo

 

 

Anuncios

Quienes defendemos el desarrollo de Bogotá responsabilizamos al concejal Javier Palacio si algo malo nos pasa

Esta nota de protesta es producto de la profunda indignación que genera en mí la actitud del concejal del partido de la U  Javier Palacio por su desempeño como concejal de Bogota. Antes de empezar, los invito a ver el vídeo del concejal Yezid García donde reclama a Palacio por poner palos en la rueda para el desarrollo de nuestra ciudad.

Palacio, investigado por presuntos vínculos dentro del “carrusel de la contratación”, y lamentablemente reelegido en este período, ha decidido oponerse a todos los planes que lleva la administración al Cabildo Distrital. Aclaro, eso si, que no está mal que quiera hacer oposición a un gobierno transparente, lo que está mal es que ponga por encima intereses políticos que a la poste lastiman el desarrollo de nuestra ciudad.

Es así como siendo presidente de la Comisión de Plan del Concejo evitó que  la ciudad pudiera tener  los 90 días de discusión del POT (Plan de Ordenamiento Territorial),  que según la ley 810, artículo 12, es el tiempo que se otorga al Concejo Distrital para revisión y ajustes del proyecto.

En esa ocasión, como presidente de la comisión levantó la sesión abruptamente, el proyecto se hundió y condenó  a la ciudad a continuar con un plan de ordenamiento que NO LE SIRVE A BOGOTA. Actitud irresponsable que ha  adoptado frente a todo lo que proponga Petro, como si fuera solo a Petro a quien afectara las inundaciones, la dilatación en la implementación adecuada del SITP o la tardanza en la reubicación de familias que viven en zonas de alto riesgo.

En esa misma ocasión, con profunda depresión, al ver que tenemos concejales a quienes les vale más el pulso político y les da lo mismo lo que pase con nuestra gente, pensé que serìa la última vez que tendríamos que aguantar como bogotanos que una persona frenara el desarrollo de la ciudad. Sin embargo, lamentablemente, me equivoqué…. Volvió a pasar.

Les cuento que está en discusión en segundo debate el cupo de endeudamiento con el que se financiarían obras como el metro, los cables aéreos de ciudad Bolívar  y San Cristóbal, la Troncal de Transmilenio de la Avenida Boyacá, intersección Av. Chile (AC 72) por Av. Ciudad de Cali, el corredor Av. Bosa, el corredor Av. Alsacia, en el occidente de Bogotá, y varias obras adicionales, además del reforzamiento estructural de varios colegios, tema vital para la ciudad porque sin estas obras nos condenamos a un rezago total frente al desarrollo urbano, agravando  la crisis de movilidad (que está así porque se han robado la plata durante muchos muchos años).

 Y todo iba bien hasta que el concejal Javier Palacio, otra vez, por un afán politiquero, decidió hacer algo nunca visto en el Concejo: poner una recusación contra quienes votaron afirmativamente el primer debate y enviarla a la Procuraduría, con la  intención de dilatar el proceso. Que se hunda el proyecto, y otra vez creer que esto va a afectar solamente a Petro, mientras bota la ciudad por la borda.

Obviamente esto generó indignación en todos los que sabemos que hay una intención burda del concejal para evitar el debate de cupo, y hemos reaccionado enviándole mensajes a su cuenta de Twitter, y acabo de ver, hace un momento,  un titular de un diario que dice:

 “Concejal Javier Palacio responsabiliza a Gustavo Petro si algo malo le pasa”

Entonces al concejal hay que aclararle que no compartimos los mensajes que insultan o amenazan pero sí los que hacen valedero nuestro derecho a hacer control político a los concejales. Como el sueldo del honorable concejal se paga con NUESTROS IMPUESTOS, lo mínimo es exigirle que no frene el desarrollo la ciudad.

Ahora, si al concejal Palacio lo ofende que lo mencionen en el “carrusel”, nosotros no tenemos la culpa de que esté siendo investigado por el robo de recursos públicos del Fondo  como lo menciona el  siguiente informe de revista semana:

http://www.semana.com/nacion/articulo/el-segundo-bogotazo/7670-3

Llamado especial al concejal para que deje avanzar  a la ciudad, y dejamos constancia de que quienes defendemos el desarrollo de Bogotá, responsabilizamos al concejal Javier Palacio si algo malo nos pasa.

Diana Marcela Otavo

@dianamotavo

La administración propone derogar la valorización y hacer las obras por crédito, los concejales de Bogotá deciden.

Nota: Lo que aquí escribo  es mi posición PERSONAL y no compromete a  ninguna institución  esto lo escribo porque ahora tenemos “policia twittera” “policia de internet” que vigila todo lo que se publica para mirar a quien le pueden abrir una investigación y de que forma pueden censurar opinión.

Antes de contarles que pienso acerca de este tema, es preciso se realice una introducción sobre lo que significaría para la ciudad la aprobación del cupo de endeudamiento  y  la derogatoria de la valorización para cada uno de nosotr@s.

El concejo de Bogotá debate este domingo el cupo de endeudamiento, con el que se financiarían las obras que necesita la ciudad, en el siguiente vídeo se explica que obras se realizarían con ese dinero.

El cupo de endeudamiento es un crédito que se paga a largo plazo para financiar proyectos de gran impacto y el concejo de Bogotá es quien le da la aprobación al crédito, es decir, el concejo de la ciudad define si da la autorización para que la ciudad tenga o no las obras que necesitamos… Aquí el mensaje del alcalde mayor.

Todas las obras que se realizan en la ciudad se pagan con impuestos, el debate de hoy es muy importante porque el concejo de Bogotá define si se mantiene el esquema de valorización, ( donde a los ciudadanos nos cobran las obras por adelantado, de contando y en un esquema donde se hacen obras donde vive la gente que puede pagar) o dan la aprobación a un crédito solicitado por la administración que pretende hacer las obras y que el pago se difiera a 20 años, generando poder ver las obras antes de terminar de pagarlas, tener obras en toda la ciudad y generando pagos equitativos  haciendo cobros generales.

En el concejo hay diferentes posturas a favor y en contra del modelo propuesto, el distrito no contó con suerte en  los ponentes del proyecto que deroga la valorización hay dos ponencias negativas una de Germán García del partido liberal y Julio César Acosta Cambio Radical  y Antonio Sanguino del partido Verde,  presento una  ponencia positiva, con modificaciones, en este proyecto lo que se puede detectar es que el cobro de valorización seguirá vigente, si prospera la  propuesta del concejal Sanguino el pago seria menor, pero la propuesta de la administración era  que no se efectuara este cobro,

Respecto al cupo de endeudamiento el panorama es un poco mejor, Yezid  Garcia concejal progresista presento ponencia positiva por el total del valor solicitado por la administración, 4.3 billones de pesos y Olga Rubio del movimiento MIRA presento ponencia positiva con modificaciones, un monto de 3.7 billones , en oposición al proyecto presento ponencia negativa para que no se entregue el cupo de endeudamiento  el concejal Hinestroza de Cambio Radical, lo que podría  dejar ver  que es posible se apruebe  algún monto menor o mucho menor al solicitado por la administración, lo que sería lamentable para la ciudad, ya que no se podrían hacer  todas las obras, lo que se traduce, en que usted se va a seguir demorando en llegar a su casa por el trancón, tenga que madrugar más para llegar a su trabajo, tenga menos tiempo con los suyos.

La posición de cambio radical ha sido de oposición al gobierno distrital, cosa que es respetable por que no todo el mundo puede estar de acuerdo con lo que propone nuestra administración, sin embargo ,no puedo dejar pasar que German Vargas Lleras ministro de vivienda  y jefe de esa colectividad se reunión según  publicación de la silla vacía para que hundieran los proyectos de la administración, lo que evidencia el interés político que hay de su parte, para que la ciudad no avance  y garantizar que a la administración de Petro no  prospere.

Es importante este enterado de lo que pasa en el concejo de Bogotá,  teniendo en cuenta que usted es el que paga las obras, usted es quien utiliza las vías, usted es quien pagara el recibo de valorización y el cobro se realizara  como los concejales dejen los acuerdos. Si quedan bien ganamos tod@s …. Si no es de esa forma las consecuencias las sufriremos tod@s.

Nota; Hoy en el espectador salió la siguiente nota que evidencia, como en la administración pasada se juntaron contratistas, políticos, funcionarios y concejales para robar las instituciones, recuerden que el dinero de las instituciones es nuestro porque son nuestros impuestos.

http://www.elespectador.com/noticias/judicial/articulo-418791-el-dedo-acusador-de-tapia

Que no nos vuelva a pasar, que no vuelvan a robar a Bogotá.

Diana Marcela Otavo

@dianamotavo en Twitter

Contratación transparente, cuidado de lo público y equilibrio ambiental con obras definen la gestión del IDU

Esta es una administración que defiende lo publico

PATIO BONITO AL DIA - Nuestro Informativo

La respuesta más clara del Instituto de Desarrollo Urbano –IDU-, a la ciudadanía en el año de gestión, se condensa en los procesos transparentes para la contratación de nuevas obras de infraestructura y en el aumento sustancial de los oferentes que confían en estos cambios, porque les brinda confianza.

Ver la entrada original 711 palabras más

Después de la asamblea para jóvenes en @progresistascol

Es preciso recordar hoy  la esencia, con la que comenzó nuestro movimiento político  por tanto, antes de iniciar mi reflexión los invito a ver el vídeo que hace dos años comenzó a dar una definición del progresismo en Colombia, en ese tiempo en cabeza de Gustavo Petro

Como mujer-joven y muy  nueva en el terreno político, sigo defendiendo el papel importante  que cumplimos los jóvenes dentro del  despertar en la conciencia política de miles de Colombianos, adormilados y acostumbrados a aplaudir a viva voz después de un discurso emotivo de reformas que los condenan más  y más a la desigualdad  y a la muerte.

La experiencia es una de las mayores virtudes que tiene el vocero del movimiento progresista en Colombia, Antonio Navarro que como lo repite  en varias de sus charlas ha participado en múltiples contiendas electorales, ha ganado, ha perdido y lo sostiene con vehemencia en sus intervenciones; convencida estoy que en el nuevo camino que empieza para progresistas después de la asamblea distrital realizada el día de ayer , abrirá espacios de decisión y discusión política que permitan comenzar un trabajo  con las comunidades, es momento de debatir los modelos de desarrollo urbano que han venido imponiendo, el modelo de salud, las políticas de educación, entre nosotros mismos como progresistas, pero también con la ciudadanía.

Ese ejercicio, creo yo, requiere desde el movimiento dos actitudes importantes; el respeto por las ideas distintas, sin acallar la opinión diferente y un ejercicio consiente de que los cambios a  largo plazo en  los procesos políticos del país se hacen explicando la realidad, recordando que no somos poseedores de la verdad absoluta y que cada territorio vive realidades autónomas y dinámicas.

Por tanto el papel de los jóvenes progresistas, debe ser, generar reflexiones sobre las causas, procesos y consecuencias de las decisiones políticas del movimiento, liderar los procesos  con las comunidades y ser quienes generen, en conjunto  con la totalidad del colectivo, los cambios y la renovación política.

Quienes ayer logramos los votos suficientes para ocupar un espacio de debate, tenemos la obligación de recoger las inquietudes de quienes son progresistas activos pero no llegaron a tener representación, pero también de la sociedad en general que vive las transformaciones  del gobierno distrital.

Su voto ha salvado vidas en el primer gobierno de izquierda que ha tenido Colombia en cabeza de @PetroGustavo

Los grandes cambios, traen consigo  las reacciones de quienes han estado acostumbrados a una administración lejana de la ciudadanía, a modelos estáticos, acostumbrados a la desigualdad y a ver el aparato público como una herramienta para ganar dinero fácil, son los mismos que aprovechan que en gran medida el alcalde da solo sus batallas y que aún debe mejorar la forma  en que él y su gabinete se comunican  con la ciudadanía, para invisivilizar lo bueno que esta administración en un año hizo por la ciudad, pero con bombos y platillos resaltar lo que se debe mejorar en programas de gobierno.

Debe quedar claro, es que el gobierno de Bogotá humana, que fue elegido democráticamente, es el primer gobierno de izquierda que tiene el país, un plan de gobierno que reúne las causas de muchos que a lo largo del tiempo han dado  hasta su propia vida por la disminución de la segregación social, el cuidado del medio ambiente y la defensa de lo público.

Lo cierto es que con Bogotá Humana, el programa de desarme  que lleva a cabo junto con la policía ha salvado la vida de miles de Bogotanos y que le da ejemplo al mundo diciéndole que  no es necesario que la sociedad civil este armada, en EEUU se permite el uso de armas por parte de los civiles y miren como se han vuelto ya costumbre las masacres de civiles contra civiles.

Lo cierto es que con Bogotá Humana, el programa de mínimo vital para estratos 1 y 2 de la capital le ha garantizado a más de 600.000 familias el derecho a tener agua y disminuir el gasto representativo que significaba el pago de esos 6 m3 del líquido,  pero no conforme con esto  la corte constitucional ha ordenado a todos los alcaldes del país generar políticas

Lo cierto es que mientras tenemos un defensor del pueblo que se niega a atender a las víctimas de nuestro conflicto, el gobierno de Bogotá Humana  creo la alta consejería para las víctimas y el centro dignificar que han atendido a más de 80 mil personas en la capital que es la mayor receptora de comunidad desplazada por la violencia de nuestro país.

Lo cierto es que proteger  todas las formas de vida es consigna de Bogotá humana, ningún otro gobierno hubiera cambiado el uso de la plaza de toros, y si bien lo saben ustedes ningún otro gobierno hubiera bajado las tarifas de transmilenio que benefician diariamente  a más de un millón de personas,  o digan ustedes si creen que esto lo hubiera hecho Peñaloza

Aunque falta mejorar el modelo tengan plena conciencia de que ningún otro gobierno hubiera  defendido de tal manera la inclusión de los recicladores al sistema de aseo, igual son 14 mil familias que no son de apellidos Arismendi,  no son las familias de William Velez  o Alberto Rios entonces en mi humilde concepto , ningún gobierno  los hubiera incluido efectivamente como lo ordenaba la sentencia de la corte constitucional,  con todo lo que se debe mejorar del sistema y a pesar  de las duras semanas  que afronta el gobierno distrital, tengan la plena seguridad de que ningún alcalde hubiera asumido  el costo político que significo integrar a estas familias, gracias a esta medida la contralora general de la nación revisara que las tarifas de aseo en la ciudad disminuyan.

Por eso confirmo  nuevamente, Su voto ha salvado vidas en el primer gobierno de izquierda que ha tenido Colombia

 

Desde el momento en el que se ganaron las elecciones del 30 de octubre de 2011, se predijo que el cambio de modelo para gobernar una ciudad donde las mafias están enquistadas e inamovibles iba a causar conmoción y difíciles procesos para quienes acompañando al alcalde Gustavo Petro, decidiéramos trabajar por una Bogotá más humana.

En una ciudad que  guardo silencio  mientras que el carrusel de la contratación se llevaba los recursos públicos; No solo en lo que tiene que ver con el área de infraestructura, sino en educación, salud , integración social y todos aquellos sectores y dependencias  de la ciudad, una ciudad donde lo público no importaba y donde se valieron de todo para conformar  redes de familiares y amigos que pudieran quedarse con los recursos públicos sin que nada se supiera…  uno se pregunta, con el poder investigativo que nuestros medios de comunicación y  periodistas han demostrado en el presente año, con la forma fácil con la que consiguen información de los procesos a cargo del distrito, con profesionales de tan alto talante que defienden a ultranza  el derecho a la comunicación ¿por qué no hicieron en pasados gobiernos, la avanzada con la que hoy  rodean al gobierno distrital?, uno ejemplo de muchas relaciones entre grandes contratistas y los medios de comunicación  puede ser el de  la periodista  Darcy Quinn con Alberto Ríos  como lo confirma esta nota del diario el Tiempo http://www.eltiempo.com/archivo/documento/CMS-7223587 les dejo para su reflexión, porque en definitiva no es bueno comer entero.

Otros temas:

Lo que escribo y escribiré en este espacio  en honor a la memoria de mi madre  a quien le deberé por siempre mucho de lo que soy como mujer.

Tod@s hacemos parte del proceso de basuras cero en Bogotá ¡Separemos en la fuente!

basuras cero articulo

El auto 275 de la corte constitucional, ordeno al alcalde mayor de la capital incluir dentro del modelo de aseo a mas de 14.000 recicladores (que de ahora en adelante llamaremos recuperadores ambientales) en el modelo del negocio de aseo en Bogotá   cuya utilidad neta  por año asciende a  $120.000.000.000  y  que hasta el 18 de diciembre se distribuían en 4 empresas privadas, (Lime, Atesa, Ciudad Limpia y Aseo Capital ), atendiendo esta decisión de la corte, la administración de Bogotá Humana diseño el programa de Basuras Cero en el que harán  parte integral del mismo, la ciudadanía; Realizando SEPARACIÓN EN LA FUENTE en dos bolsas (una blanca y una negra); los mas de 14000 recuperadores ambientales  que trabajan en el distrito y la empresa de acueducto y alcantarillado de  Bogotá.

 ¿Como funciona?

 Todos los ciudadanos bogotanos, realizaremos separación en la fuente, que consiste en separar lo que se puede reciclar en  una bolsa blanca y  aquello que no se puede reciclar en una bolsa negra.

En la BOLSA BLANCA lo que se puede reciclar debe estar limpio, por tanto LAVE, ESCURRA Y LIMPIE antes de depositarlo, a continuación  se describe algunos residuos que irían en esta bolsa.

RESIDUOS RECICLABLES

Cuadernos, periódicos, cartulina, revistas, tetra pack, cajas.

 RECICLABLES PLÁSTICOS

Botellas de bebidas y de productos de aseo, tapas, bolsas, empaques, cubiertos, cajas, baldes.

RECICLABLES VIDRIO

Botellas, Colonias, licores, cosméticos, frascos

 En la BOLSA NEGRA, todo lo que no se puede reciclar.

RESIDUOS NO RECICLABLES:

 Papel si está contaminado o revestido de plástico, papel, carbón, satinado de fotografía y adhesivo, Icopor, plásticos contaminados y sucios; residuos ordinarios: servilletas sucias, vasos usados, cubiertos desechables usados y colillas de cigarrillo, residuos Sanitarios: de baños, laboratorios o enfermerías.

Después de hacer la separación en las dos bolsas, la empresa de acueducto y alcantarillado de Bogotá recogerá  todas las bolsas negras y los recuperadores ambientales las bolsas blancas.

Todos hacemos parte del modelo de aseo Bogotá Basuras cero ¡separemos en la fuente!

 Diana Marcela Otavo Morales -@dianamotavo